• ¡BÚSCALOS EN TU BIBLIOTECA PÚBLICA MUNICIPAL!

    QUÉ BLANCA MÁS BONITA SOY


    . escrito por Dolf Verroen
    ilustración de cubierta de Wolf Erlbruch
    traducido por Rodrigo Martínez
    editado por Lóguez en el 2007
    ISBN. 978 84 96646 11 7 

    a partir de  3 6 9 12 16 ad

    . comentado por Félix Albo
    __________________________________________

    Piensa en un regalo para una niña de doce años. Pero piensa un poco, un regalo nada común.

    ¿Ya?

    Pues verás, Maria (sin tilde), la protagonista de este cuento, cumple doce años. Aún no le han salido los pechos, y es algo que le preocupa durante todo el libro. Recibe regalos de todo tipo: un perfume, una Biblia, un bolso, un vestido... Pero de todos los regalos, el más importante es que le hace su padre. Se hace de esperar y se lo entrega en el convite.

    Su regalo se llama Kokó. Es un niño. Negro. Su regalo es un esclavo. Una tía suya le regaló también una fusta que, lamentablemente, era demasiado grande y no cabía en su nuevo bolso.

    Este es el punto de partida de este intenso libro, dividido en cuarenta cortísimos capítulos en los que la vida de Maria se va plasmando a través de sus reflexiones: los esclavos, las conversaciones de sus tías que vienen a tomar té, la relación de su madre con su idealizado padre, la normalidad del desprecio y superioridad para con los esclavos, el mercadeo de personas, un amor de nombre Lukas y su propio desamor, esos pechos que no acaban de crecer...

    Redactado en frases cortas. Muy cortas, tratando de simular la forma de redacción de una niña de doce años

    Lo que cuenta, en ocasiones, es duro, pero quizá resulte más duro la normalización de ese trato, de esa vida, por parte de una niña de doce años donde se mezclan las preocupaciones comunes a la edad y las explícitas a una forma de vida, a una situación social, a un periodo histórico concreto.

    ¿He dicho concreto? Qué va. Hasta que no llegamos al epílogo, no sabemos que el libro es producto de una serie de viajes que el autor, holandés, hizo a finales de los 70 a Suriname. Pero en el libro, en la historia, realmente no nos indica ni lugar, ni fecha.

    Y, seamos críticos y sinceros: ¿podríamos pensar en algún lugar de el mundo actual donde aún conozcamos que existe la esclavitud?

    Vayamos más allá incluso, con un titular de la prensa de la pasada semana (julio,2011) sobre la hambruna de Somalia o el cuerno de África. A caso nuestro hemisferio no somete a un inhumano trato a las poblaciones de África, regiones enteras de Asia o Latinoamérica. Sí, podemos decir que son los mercados, pero estos existen porque nosotros les damos aire. Podemos pronunciar palabras como demagogia, historia, pasado... pero este libro deja marca, como un nombre en el tronco del chopo.

    Qué blanca tan bonita soy es un libro de esos que cuando se cierra, la vida sigue, pero tenemos la oportunidad y la razón para intentar mirar de otra manera.

    A ti, ¿qué te parece?

    Feliz semana. Feliz lectura.



    2 comentarios:

    brayan andres polo dijo...

    este es un muy buen libro para lo jóvenes que necesitan fluir su lectura de un manera divertida aquí nos cuenta una historia muy divertida de un niña que cumple 12 años y toda su familia le regala muchas cosas....deben leerse este libro es muy bueno para todos aquellos que quieren leer de una manera diferente es un libro muy interesante a mi me gusto mucho y espero que a ustedes también es guste es muy chebre para entretener la mente

    brayan andres polo dijo...

    este es un muy buen libro para lo jóvenes que necesitan fluir su lectura de un manera divertida aquí nos cuenta una historia muy divertida de un niña que cumple 12 años y toda su familia le regala muchas cosas....deben leerse este libro es muy bueno para todos aquellos que quieren leer de una manera diferente es un libro muy interesante a mi me gusto mucho y espero que a ustedes también es guste es muy chebre para entretener la mente

     

    Síguenos en Faceboook

    L A T I E N D A

    ¿Nos sigues en Twitter?